Proyecto

Orquesta Filarmónica
Joven Emmanuel

La instrucción musical como fuente de sensibilización para la vida.

La Orquesta Filarmónica Joven Emmanuel está formada por niños y niñas de la periferia de Campo Grande. Ellos tienen clases en lugares asociados del proyecto, dos veces por semana. A medida que evolucionan, pasan a integrar la Orquesta. El contacto con la música despierta para nuevos valores, transforma.

Las clases se realizan hoy en tres polos, en los barrios Jardim Tayaná, Noroeste y Centro. Los instrumentos que ya integran el proyecto son violín, viola clásica, violonchelo, contrabajo, flautas transversales y barrocos y clarinete. Actualmente son 4 profesores, 1 monitor y 52 alumnos.

Ir más allá

Nuestra meta, en esta fase del proyecto, es ampliar la oportunidad a 300 jóvenes. Idealizamos implantar el polo de metales con la adquisición de los instrumentos: trompeta, trombón, trompa, euphonio y tuba. Será necesario contratar más profesores y expandirse a 10 polos de clase.

Presentaciones  

La Orquesta Filarmónica Joven Emmanuel se presenta en eventos empresariales, de entidades de clase, órganos públicos, en instituciones de educación y beneficentes. Las presentaciones generan experiencias gratificantes a los jóvenes y emocionan al público.

Orquesta Filarmónica Joven Emmanuel

Un poco sobre la historia

“La música es para la evolución y mi mayor placer es ver a un chico que andaba perdido, descubrir significado en la vida", dice entusiasmado el Maestro Orion Cruz, fundador de la Orquesta y coordinador del proyecto. Lea aquí para conocer un poco mejor sobre la historia del proyecto que inspira a los jóvenes a elegir mejor regalo y futuro.

Publicaciones Relacionadas

Orquesta Filarmónica Joven Emmanuel, un sueño de vida abierto para apadrinamiento

Matheus tenía 9 años cuando el padre falleció. Entró en depresión, iba mal en la escuela y se metió en peleas. En uno de esos días, recibió en casa la visita del profesor Orión, invitándolo a participar de las clases de música.

"Empecé a expresarme a través del violín", recuerda Matheus. La depresión se marchó, mejoró en el colegio, hizo nuevas amistades. El contacto con la música clásica y popular ha cambiado la forma de pensar, sentir y actuar.

La transformación de Matheus y de otros jóvenes de la periferia de Campo Grande tiene todo que ver con el ideal de vida del maestro Orion Cruz. "¿Hacer música para qué?" - se preguntaba muchos años atrás - y de la respuesta nació el sueño que, poco a poco y con mucho esfuerzo, se va realizando. "Música es para la evolución y mi mayor placer es ver a un chico que andaba perdido, descubrir el significado en la vida", relata entusiasmado.

Hace dos años, vino la inspiración para dar el nombre a la parte expresiva de ese ideal: la Orquesta Filarmónica Joven Emmanuel. Una riqueza de ver y oír.

Son 32 integrantes, todos jóvenes salidos de los proyectos sociales del Centro Espírita Amistad, Francisco Cándido Xavier y Hogar Madre Mariana, instituciones en la periferia de Campo Grande donde Orion imparte clase.

El proyecto ya recibió apoyo de defensores públicos, del concejal Eduardo Romero que, a través del Instituto Amigos del Corazón, destinó recursos para la compra de instrumentos, de la Asociación Médica de Mato Grosso do Sul y de la Fundación Chico Xavier.

Ahora, la Fraternidad sin Fronteras, en Mato Grosso do Sul, acoge este sueño con la esperanza de ampliar a más jóvenes de la periferia de Campo Grande la oportunidad de conocer y sentir la música para elegir mejor presente y futuro. Las clases se distribuyen en polos de la ciudad. Hay clase de violonchelo en la Casa Caridad El Camino, en el barrio Noroeste; de violas clásicas en la Amistad, en el barrio Jardim Tayaná, donde también es el ensayo de la Orquesta, y de violín en la región central.

El objetivo es expandir a 10 polos e integrar a 300 jóvenes al estudio de música. El proyecto está abierto a padrinos que quieran ayudar en este sueño colectivo, que crece en el corazón del maestro Orión y de jóvenes como Andressa. Encantada con el mundo que descubrió, ella sigue dedicada. Pasó en la facultad de música en la UFMS y sueña tocar la Orquesta de Alemania. La niña que antes tenía miedo de presentarse en público, hasta para exponer trabajos en la escuela, hoy afirma "Mi sueño va lejos".

SUBIR